Los Hechos / José Inés Figueroa Vitela

Cartas al Peje
Ya sabe, el PEJE -que no Lagarto-, vino a poner en marcha la zona libre fronteriza, que aumenta salarios, baja el precio de gasolinas, elimina y acota cargas fiscales, entre otras linduras para el goce y disfrute de los vecinos de la franja norte del país.

Viernes 04 de Enero del 2019

Por: José Inés Figueroa Vitela

17:45 Hrs.

Ayer el Presidente de la República, ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR, anduvo en Tamaulipas, particularmente en Reynosa y muchas peticiones le hicieron, planteamientos ciudadanos e institucionales; de lo que no le digan y/o sepa, puede preguntar.

Ya sabe, el PEJE -que no Lagarto-, vino a poner en marcha la zona libre fronteriza, que aumenta salarios, baja el precio de gasolinas, elimina y acota cargas fiscales, entre otras linduras para el goce y disfrute de los vecinos de la franja norte del país.

Acá el Gobernador FRANCISCO GARCÍA CABEZA DE VACA y los alcaldes buscaron la oportunidad de pedirle que sus proyectos sean considerados por la ancha manga del presupuesto federal, que no se escamoteen programas ni apoyos a los sectores productivos y sociales de su entorno.

Por el flujo de los recursos fiscales pasan la mayoría de las aspiraciones domésticas, incluida la aspiración más sentida de los tamaulipecos, asociada a los temas de la inseguridad, la procuración y administración de la justicia que en el extremo de la balanza tienen a la impunidad.

En ese apartado, si doña CARMEN ARISTEGUI, con quien abundan quienes conceden ascendencia hacia el Presidente, no le ha platicado del libro que prologó, intitulado El Cártel Negro, puede preguntarle a su representante en el Estado, JOSÉ RAMÓN GÓMEZ LEAL.

Ahí se explican las ramificaciones y el fortalecimiento de los grupos “proscritos”, allende las fronteras geográficas y superadas las líneas divisorias entre quienes llamamos criminales, empresarios y políticos, con nombres y apellidos, ubicación y campos de acción.

Igual no estén todos los que son ni sean todos los que estén, pero es un punto de partida si la intención es que la cuarta transformación no resulte en el chiste aquel del nuevo hombre que a la esposa le resultó tan borracho como el viejo.

Si en el 2011, inicios de la gestión de ENRIQUE PEÑA NIETO, que se publicó el libro de la periodista ANA LILIA PÉREZ, se hubiera tomado cartas en el asunto, no habríamos sufrido la barbarie que por esas fechas se recrudeció y seguimos padeciendo.

Hoy no solo vemos que muchos de los protagonistas de antaño ahí señalados “cruzaron el pantano sin manchar su plumaje”, sino que además, van catapultándose a mayores estadios de participación pública y política.

Si lo sabrá el muy popular y prestigiado por estos tiempos JR.

Mientras tanto, la designación de los delegados, o como quiera que vayan a llamarse los titulares de las dependencias federales, en las entidades federativas, que subsistirán en el nuevo gobierno, sigue sin concretarse.

Hay voces que señalan a la semana entrante como la fecha en que empezarán a desgranarse las designaciones, coincidente con las vísperas al proceso interno para la designación de candidatos a la elección local.

Entre los perfilados a las representaciones federales se encuentran excandidatos y activistas de dentro y fuera que en la campaña presidencial invirtieron tiempo, dinero y esfuerzo a favor de la causa lopezobradorista, o morenista, que es lo mismo.

La mayoría ha declinado a entrar a la puja por las nominaciones del partido MORENA a las diputaciones locales que estarán en juego en las urnas el próximo dos de junio y que deberán quedar definidas en el transcurso de este mes.

Al grito de “más vale pájaro en mano que ciento volando”, lo que esperan es un cargo dentro del flamante gobierno federal, especialmente de esos que tienen un alto roce social y un buen soporte presupuestal, para construir electoralmente a futuro.

Las alcaldías del 2 mil 22, y hasta la gubernatura, de esa fecha, son las que ocupan el imaginario de los actores preponderantes del morenismo de cepa y la neomilitancia, no solo porque los próximos diputados solo durarán en el encargo dos años, con derecho a una reelección para periodo ordinario de tres.

El próximo Gobernador, inclusive, podría durar en el ejercicio dos años, si se mantiene la intención, originalmente panista, de que para el 2 mil 24, todas las elecciones, federales y locales, se celebren en una misma fecha.

La inspiración de tal medida fue que en las elecciones presidenciales, los candidatos nacionales generaban inercias que favorecían a los candidatos locales, por reflejo, donde coincidían las elecciones.

Eran los tiempos en que el malhumor social, antigubernamental y antipriísta, favorecía a las causas panistas, es decir las elecciones presidenciales del 2 mil y el 2 mil 6, pero eso cambió en el 2 mil 18, cuando el voto de rechazo lo compartieron PRI y PAN.

Comentarios
Captcha


*Campos Obligatorios
Registro no necesario para Comentar

ENVIAR

La empresa que imprime y produce su versión On Line, agradece cada una de las opiniones vertidas en este sitio. Gracias a la entusiasta participación de lectores como usted que hace valer su voz este portal informativo tiene un valor preponderante. Estamos seguros que el Internet es una herramienta formidable para ejercitar la libertad de expresión y servir como medio de legítima denuncia, crítica y opinión. Por el respeto a esta encomienda debemos informarle que se reservará el derecho a editar o publicar mensajes obscenos o bien que atenten contra la ley, el orden social y la dignidad de terceros.

Comenta en Facebook
Otras Notas Importantes
Perfil de Columnista
Los Hechos
José Inés Figueroa Vitela
Publicidad
Publicidad
Ediciones Anteriores

SELECCIONE UNA FECHA:

IR
Tu Opinión Cuenta
+ Escribir Comentario
Selección
  • + NuevoMinuto x Minuto
  • + VotadoLo Mas Votado
  • + VistoLo Mas Visto
  • + EnviadoLo Mas Enviado
Minuto x Minuto
  • Semana
  • Mes
  • Historia